'INGENIERÍA HECHA PRODUCTO'

“En Indag SA quisimos materializar ese espacio interviniendo en el camino crítico del proceso y eso convierte al Sistema Indagsa en “ingeniería hecha producto” ya que permite ejecutar, en la misma operación, los dos elementos que definen un volumen:sus fachadas (es decir, sus límites) y su estructura (aquello que lo sostiene y le permite conservar su forma)”

¿Qué es el Sistema Indagsa?

El sistema constructivo INDAGSA se basa en la combinación de elementos prefabricados de hormigón con estructura “in situ”. Es un sistema de prefabricación abierta, puesto que permite combinarse con otros sistemas constructivos tradicionales. Los elementos industrializados empleados en el Sistema son paneles de hormigón armado arquitectónicos previstos para trasdosar, portantes o autoportantes, forjados prefabricados con autorización de uso, elementos lineales estructurales, y elementos singulares.

Hay que destacar el empleo de los paneles portantes como elementos con una doble función: estructural y de cerramiento. La unificación de las dos funciones en un solo elemento disminuye sensiblemente el plazo total de la obra, ya que se realiza la ejecución de la estructura a la misma vez que la del cerramiento de fachada y muros interiores de núcleos de escalera, ascensores y servicios.

Las uniones del Sistema INDAGSA son del tipo “junta seca”, puesto que éstas se realizan con anclajes soldados, lo que confiere rigidez instantánea a la planta del edificio recién ejecutada. Esto proporciona gran rapidez de montaje y ejecución en obra. Al estar previsto para trasdosar, las características internas del edificio son totalmente tradicionales, no apareciendo en ningún momento hormigón visto en el interior de la vivienda.

Ventajas del Sistema Indagsa

Sistema INDAGSA presenta ventajas importantes frente a los sistemas constructivos tradicionales para cada agente que intervine en cualquier proyecto de edificación:

Para el proyectista:

  • Sistema experimentado, con simplicidad de aplicación enla redacción del proyecto.
  • Libertad de diseño.
  • Disponibilidad de un Equipo Consultor de Ingeniería especializado que se responsabiliza del desarrollo, cálculo estructural, diseño de elementos, dibujo y asesoramiento técnico durante la ejecución de obra.
  • Documentación que avala su calidad e idoneidad de uso.
  • Control absoluto de las dimensiones definidas en el Proyecto.
  • Garantía del Control de Calidad del producto.

Para el constructor:

  • Disponer de un proyecto definido que evita las demoras por tomas de soluciones, mejorando los plazos de ejecución.
  • Conocimiento exacto de costo y tiempo de montaje que garantizan los plazos de ejecución.
  • Disminución de los plazos absolutos de obra.
  • Bajo costo y disminución de siniestralidad.
  • Facilidad de programación del resto de oficios en obra.

Para el promotor:

  • Conocimiento, desde el principio, del costo del conjunto estructura-cerramiento.
  • Disminución del plazo total de ejecución.
  • Garantía total de calidad y bajo costo de mantenimiento.
  • Calidad final del producto resultante.

Para el usuario:

  • Producto final de gran calidad de acabados.
  • Facilidad de mantenimiento y conservación.
  • Acabados interiores tradicionales sin presencia ni contacto directo con los elementos de hormigón.